Archive for 29 abril 2011

Un día de Furia

abril 29, 2011

Un Día de Furia, de Joel Schumacher, es un film realmente polémico. Este retrato despiadado de nuestra sociedad actual llegó a ser tildado de apología del fascismo, afirmación con la que no estoy de acuerdo, ya que si bien la actitud de ese individuo que, agobiado por la dureza de un entorno hostil, decide tomarse la justicia es ciertamente censurable, puedes llegar a entender que alguien explote de manera tan brutal tras verse pisoteado en todo momento.

Es más, hablamos de una película que tiene ya más de diez años. Desde entonces, las cosas no han hecho más que empeorar alarmantemente así que me parece un milagro que todavía no hayan tomado las calles millones de tipos como el protagonista de esta obra dispuestos a arrasar con todo lo que encuentren a su paso.

Aunque no se trata de una obra maestra, Un Día de Furia es un film de visionado recomendable ya que tiene aspectos interesantes: nos obliga a reflexionar sobre la validez del modelo social actual y cuenta con un recital interpretativo de primera clase a cargo de un Michael Douglas  pletórico al que deseo una recuperación total de sus dolencias.

Anuncios

Bruce Springsteen

abril 28, 2011

Definitivamente, no pienso renunciar en la vida a ese placer tan grato que es ir a una tienda de discos y hacerme con alguna que otra golosina irresistible a un precio ridículo. Descaragrte según qué cosas no tiene sentido alguno cuando puedes conseguir algo tan cálido y mágico como un CD o un DVD original con esos libretos seductores que te hacen olvidarte de lo que te rodea.

Por apenas 9 euros, he conseguido un pedazo de la historia del rock irrepetible: el directo Bruce Springsteen Live 1975-1985,  una celebración del poder del rock  a cargo de uno de los músicos más carismáticos de todos los tiempos. 

Evidentemente, no es lo mismo este triple CD que esa caja de cinco vinilos mágica cuya contemplación te hacía sentirte en la gloria pero lo más importante, que es la música, sigue ahí dentro con su poder intacto.

Vale que Springsteen pasó por un periodo realmente nefasto en el que se rodeó de músicos mediocres y grabó discos sonrojantes pero en concierto raramente ha decepcionado. Pocos músicos son capaces de tocar más de tres horas a con tanta energía,pasión e ilusión, y hacer al público partícipe de esta liturgia única.

Este sensacional CD cubre la mejor etapa de un artista que, rodeado de unos músicos con un talento descomunal, marcó a millones de personas hambrientas de esperanza y gloria que vieron en su música un bálsamo prodigioso.

María Isbert

abril 26, 2011

Me ha entristecido sobremanera el fallecimiento de María Isbert, una de las actrices más entrañables del cine de este país.

Hija de ese monstruo de la interpretación llamado Pepe Isbert, deja tras de sí una larga carrera que deparó un montón de momentos inolvidables a miles de espectadores.

Bryan Adams

abril 26, 2011

Aunque desde hace algunos años, el canadiense Bryan Adams se ha convertido en el prototipo de artista mainstream insufrible que mata de asco con temas fofos y baladas tóxicas ( está claro que esa balada de la película Robin Hood fue un auténtico bombazo que ni él se esperaba ) , no por ello voy a negar que sus primeros discos son ejercicios de Rock FM bastante correctos.

No he podido profundizar mucho en sus inicios debido a la falta de tiempo pero sí que pude escuchar Reckless y me gustó muchísimo. Podemos encontrarnos en él temas comerciales pero con mucho gancho en los que destaca esa entrañable voz rota de Adams así como un sonido elegante y sofisticado.

Junto a medios tiempos de calidad o trallazos se encuentra Heaven, quizá la balada más poderosa de la época, una exquisitez que me sigue conmoviéndome con la misma fuerza que cuando la descubrí siendo una adolescente despreocupado y soñador ávido de emociones inolvidables.

Saint Jude

abril 26, 2011

Qué gran alegría encontrarme de nuevo con una banda inglesa rockera con calidad a raudales que no tiene nada que ver con esa maldita lacra llamada Brit Pop.

Había leído muy buenas críticas sobre ellos en diversas revistas musicales en las que los situaban al nivel de colosos como The Black Crowes o de The Faces. En principio, desconfiaba de semejantes afirmaciones pero cuando, más tarde, vi que mitos como Ron Wood ( que incluso ha llegado a actuar con ellos ) o Jimmy Page los ponían por las nubes, decidí darles una oportunidad.

Afortunadamente, he podido añadir otra buena formación a mi colección de discos. Su debut, Diary of a Soul Fiend, es un fabuloso conjunto de canciones que desprenden clase, pasión y sentimiento a raudales, cosa que no extraña cuando ves a un grupo de músicos habilidosos dejándose la vida con sus instrumentos para ofrecer al oyente pasión en estado puro liderado por una vocalista con un carisma apabullante y una voz que es puro fuego y recuerda a mujeres irrepetibles como Janis Joplin o Etha James.

Eso sí, en ningún momento suenan a pastiche barato sino que estos tipos saben dar su toque personal a lo que interpretan. Eso es para mí el tan manido concepto de originalidad: saber imprimir tu sello particular a lo ya existente.

Por si alguien piensa que estamos ante el típico producto de laboratorio le recomiendo que eche un vistazo a las grabaciones que hay de ellos en directo. No ceo que haya muchos músicos que puedan competir con ellos sobre las tablas.

Esperemos ahora que éste sea el inicio de una carrera que nos proporcione muchas alegrías y no se vaya todo al garete a las primeras de cambio.

Homenaje a Johnny Thunders

abril 23, 2011

Hace tiempo que nos dejó pero yo siempre he tenido muy presente a Johnny Thunders, un magnífico músico cuya trayectoria en los imprescindibles New York Dolls o en solitario fue inmejorable.

Lamentablemente, como bien apuntó en uno de sus temas más famosos, nació para perder. Aunque fuese una figura de importancia capital, el público de la época no supo valorarlo en su justa medida, con lo que siempre se vio relegado a la figura de músico maldito.

Si a ello sumamos su incontrolable adicción a las drogas, queda claro que lo suyo iba a ser un desenlace fatal.

Hoy volveré a pinchar esa estremecedora obra acústica llena de pasión y feeling llamada Hurt me donde el bueno de Johnny demostró una sensibilidad que sólo los más grandes pueden tener al recrear en este formato algunos de los pasajes más significativos de su carrera así como versiones inspiradas de grandes clásicos del rock.

Magnolia

abril 22, 2011

Dejó una huella indeleble en mí esa descarnada radiografía de la sociedad actual llamada Magnolia, dirigida por un inspirado Paul Thomas Anderson que ya había mostrado que lo suyo iba  en serio tras ese más que correcto debut llamado Boogie Nights.

Rodada a finales del siglo pasado, esta electrizante colección de historias cuyos protagonistas ven cómo un pasado terrible marca sus vidas cruelmente logra mantener casi sin respiración al espectador pese a poseer un metraje largo.

Anderson muestra un gran dominio propio de los más grandes a la hora de crear situaciones tensas, retratar personajes sometidos a circunstancias extremas con los que podemos llegar a identificarnos y sacar todo el jugo interpretativo de unos actores que cumplen su cometido con creces ( Menciones especiales para Julianne Moore, el veterano Jason Robards o un Tom Cruise que, pese a ser una nulidad, está bastante digno aunque seria injusto pasar por alto a todos esos secundarios que están impresionantes) .

Es Magnolia esa clase de film que uno ha de revisar varias veces ya que contiene cientos de detalles que se te van desvelando en sucesivos visionados.

¿ Sueñan los Androides con Ovejas Eléctricas ?

abril 21, 2011

Nunca he sido un seguidor a muerte de la literatura de ciencia ficción, erróneamente considerada un género menor, más que nada por falta de tiempo y porque este tipo de literatura requiere un estado de ánimo especial.

 Siempre me ha llegado más la narrativa de corte realista pero no por ello voy a desdeñar esas historias de corte futurista que ocultan reflexiones filosóficas tras esos mundos fantásticos.

Además, si me gustan las películas de ciencia ficción no veo por qué no dedicar parte de mi existencia a las distintas manifestaciones que ha habido de este género en el mundo de las letras.

Debido a todo lo anteriormente expuesto, he devorado con enorme avidez todo un clásico de la literatura fantástica llamado  ¿ Sueñan los Androides con Ovejas Eléctricas ?, de ese autor con una imaginación desbordante llamado Philip K. Dick.

Este genio demostró un talento excepcional a la hora de fusionar las convenciones de la novela negra con la ciencia ficción en esta magnífica obra a la vez que daba rienda suelta a sus preocupaciones existenciales y dejaba patentesu odio por los totalitarismos.

Desde el momento en que decides adentrarte en ese planeta en avanzado estado de degradación tras una guerra de efectos devastadores en el que un grupo de androides y seres humanos intentan sobrevivir a duras penas y buscar un sentido a su existencia, haces todo lo posible para que apenas nada te distraiga en este embriagador viaje.

Conforme avanzas en la lectura de esta joya te vas dando cuenta que los límites entre la realidad y la ficción son tan difusos que apenas eres capaz de distinguir entre un androide y un ser humano.

Volveré a ver en cuanto pueda Blade Runner, versión libre de este clásico, quizá lo mejor que rodó Ridley Scott

Purple Rain

abril 20, 2011

Es desolador comprobar cómo las listas de éxito actuales están dominadas por estrellitas impresentables con coeficiente intelectual subcero como Beyoncé y demás.

Es por ello que hoy tenía ganas de evocar una época irrepetible como los años 80 en la que reinaron artistas de raza negra geniales como Terence Trent D’Arby o Prince que se vaciaban en un estudio para ofrecer obras de arte inolvidables. Lejos quedaba entonces el nefasto R & B, etiqueta que engloba a auténticas mediocridades hoy en día.

Pese a que me costó mucho conectar con el pequeño genio de Minneapolis en su día, hace poco decidí darle una oportunidad a los discos que grabó con The Revolution y me lo pasé de maravilla.

De hecho, durante mucho tiempo no podía dejar de poner en mi reproductor esa obra de arte llamada Purple Rain, un disco preciosista en el que cabe absolutamente de todo: baladas emotivas como la que da título al disco, ramalazos hard rockeros, toques funk y retazos psicodélicos.

Soy consciente de que la película es infame pero el album es de lo mejor que he oído en los últimos tiempos. No soy  un fanático total de este tipo pero hay que alabar su espíritu creativo, su afán creativo y el caso omiso que ha hecho de los dictados comerciales del momento ya que siempre ha hecho lo que le ha dado la gana. Cualquier disco suyo, por mediocre que sea, contiene momentos interesantes.

Beethoven

abril 20, 2011

Ludwig van Beethoven ha tenido una importancia capital en mi vida. Desde que era muy pequeño, sus alucinantes composiciones me hacían elevarme y sentirme poderoso.

Gracias a mi padre, un fanático de la música clásica que hacía sonar a todo volumen las mejores muestras de este género musical, pude entrar en contacto con el universo tan personal de este artista inmortal.

Además, debo mi nombre al hecho de que mi padre sintiera un respeto reverencial por el viejo Ludwig van, un compositor que jamás se plegó a los dictados de las estúpidas clases altas de la época y se rebeló contra las injusticias.

De todo lo que compuso este gran tipo fue la Novena Sinfonía la que más huella me dejó, un himno a la grandeza del ser humano sobrecogedor que jamás perecerá. Parece mentira que, pese a esa cruel sordera y el aislamiento que tuvo que padecer, este compositor fuera capaz de crear una obra tan prodigiosa.